Hola, soy Sonia Ramos, coordinadora de ISENER.

Nací en una aldea, rodeada de campos y animales y crecí en un pueblo de 10.000 habitantes al borde del Cantábrico, en el cual, 2 de cada 10 vecinos habían nacido en países tan variados como Cabo Verde, Perú, Indonesia, Marruecos, Senegal, Brasil, Venezuela, Cuba o Rumanía.

Estas experiencias me ofrecieron un gran respeto por la naturaleza, una mirada global al mundo, una sensibilidad con las inequidades sociales y una gran curiosidad por el planeta y sus habitantes.

Al terminar Ingeniería Industrial estudié un posgrado sobre las aplicaciones de la ingeniería para el desarrollo humano sostenible, lo que me permitió descubrir las energías renovables y, en particular la solar fotovoltaica, como una tecnología que permitía generar energía no contaminante en todo el planeta.

Empecé a trabajar con esta tecnología en España pero, cansada de las barreras y limitaciones que me encontraba en el camino y que dificultaban el desarrollo de una tecnología tan necesaria para reducir la dependencia energética de nuestro país, democratizar el sector y frenar el cambio climático; en 2009 me trasladé a vivir primero a Angola y después a Mozambique, buscando formas más eficaces de construir un mundo mejor.

Recorrí cuatro continentes buscando como colaborar de forma efectiva y que mis acciones tuviesen el mayor impacto posible; pero el miedo ante el cambio climático y la impotencia no me abandonaban.

En 2011, la vida me regalo un gran reto, el reto de acoger la vida y cuidar del ser más vulnerable que había tenido entre los brazos, me obligó a reducir la marcha y me hizo consciente de mis limitaciones y de mis fracasos.

La crianza de mi hijo me enseño a ser paciente, a confiar en la vida y me reconectó con mi poder personal, con mi capacidad de cuidar, con el valor de la tribu y con el uso de la coherencia y la conciencia como herramientas de transformación social.

Desde ese lugar, en 2017 empecé a pensar en emprender y, tras asistir al primer foro de Energía Sostenible para Todos, organizado por Naciones Unidas, decidí lanzar el proyecto de consultoría en sostenibilidad energética, ISENER, que me permite ser coherente con mis valores y conciliar vida personal y profesional, algo muy difícil, en un sector masculinizado como el mío.

En ISENER acumulamos más de 15 años de experiencia en energías renovables y eficiencia energética y comprendemos el tejido empresarial, sus demandas, sus necesidades, limitaciones y retos.

Formamos parte de redes profesionales a nivel nacional e internacional, lo que nos aportan una visión global y la capacidad de ofrecer soluciones innovadoras y adecuadas a las necesidades de cada organización.

Pero, sin duda, lo que mejor nos define son nuestros logros ayudando a personas como tu y a sus organizaciones a reducir el consumo de energía, sus costes y emisiones de carbono asociadas y juntas construir un modelo energético que cuida del planeta y las personas.

Si estas en ese camino empieza realizando este test para conocer en que punto está tu gestión energética.